Filtros de Carbón Activo

Volver a Filtros de habitáculo

Los filtros de carbón activo DENSO ofrecen todas las tecnologías de bloqueo, electrostática y de nanofibras de nuestros filtros de partículas, capturando casi el 100% del polvo, polen y partículas sólidas antes de poderlas inhalar. Pero gracias a una capa adicional de carbon vegetal activado, situada dentro del material filtrante, nuestros filtros de carbón activo ofrecen una ventaja extra, tales como la eliminación de olores. El resultado es que el ambiente del habitáculo está siempre fresco y agradable y es sano para respirar.

Características y ventajas

  • Calidad OE:  diseñados y fabricados con la misma calidad de los equipos originales DENSO, que los fabricantes de vehículos eligen para sus vehículos nuevos.

  • Conocimientos de calefacción, ventilación y climatización (HVAC): como principal especialista de equipos originales de HVAC, DENSO dispone de conocimientos
    excepcionales de la tecnología de filtros de habitáculo.

  • Compatible con sistemas HVAC: los filtros DENSO operan sin producir caídas de presión que pudieran dañar los sistemas de calefacción, ventilación y climatización del vehículos.

  • Rendimiento superior: ayuda a mantener el habitáculo libre de condensación en condiciones de bajas temperaturas.

 

  • Filtraje superfino: la tela usada en el elemento filtrante de los filtros de habitáculo DENSO tiene hasta cinco capas capaces de atrapar casi el 100% de las partículas y los contaminantes nocivos, tambien las partículas de tamaño tan reducido como 0.01 μm.

  • Protección excepcional contra polvo: los contaminantes no entran en el habitáculo.

  • Tecnología efectiva: una capa adicional de carbon vegetal activado, que elimina los olores y  aumenta el rendimiento.
  • Mecanismos de colocación precisos: que sellan el filtro en su armazón, aumentando la eficacia de la filtración.

 

Funcionamiento

  • Eliminación por bloque: una capa de filtro no tejida de malla tupida, evita que las partículas entren en el habitáculo. Las partículas retenidas se depositan luego en el armazón del filtro.
  • Eliminación por sistema electrostático: pequeñas partículas con cargas permanentes o temporales son atraídas y retenidas por interacción electrostática.
  • Recubrimientos de nanofibra: en el interio del filtro se hila una capa de fibras finas que evitan que la presión caiga.